…eL veintiuno de marzo y sus efectos coLaterales…

-primavera-
excesos de corazón,
estación en la que no se deshojan margaritas…se coleccionan,
donde el centro del huracán está los pistilos de cualquier amapoLa,
meses en los que vivir es obligatorio,
segundos de truenos,
minutos de juegos,
horas para amar sin distancia…,

días de gramíneas en bucle,

en los que el estado del tiempo…

declara a la poesía que intervenga.

“La amo cuando está demasiado
lejos o demasiado cerca;
las distancias a medias
solo sirven para amores a medias
y nosotros amamos al límite.
Aquí se juega a trueno
o se juega a nada”.

Batania

DONDE ESTARÁN LAS AMAPOLAS

Fotografía: Donde las eLes encuentran su nombre.  Copyright ©.