…¿con quién?…

 

con quién  te invite a la dosis exacta de paz interior,
con quién te explique las constelaciones del cielo, como si fueran una película de dibujos animados,
con quién utilice de afrodisíaco un cóctel de confianza,
con quién se vaya de viaje en aviones sin rumbo… pero te regale un billete en el que ponga “contigo”,
con quién encuentres la sonrisa en el espejo,
con quién puedas ser viernes…
un lunes.

 

pareja dándose un beso en la cara

 

“No escales montañas para que el mundo te vea. Escala montañas para ver el mundo.

Vuélvete nada. Quítate las capas de protecciones superfluas, hasta llegar a tu centro, al núcleo más íntimo que hay en ti.

No te salves, no te protejas, no te cubras, no te escondas, no te avergüences ni justifiques, no te excuses ni trates de quedar bien.

Disuélvete. Desaparece en las nubes del ocaso y renace cada mañana en las gotas de rocío. Recréate día a día. Hazte a tu gusto.

Quítate los aires de importante y la necesidad imperiosa de que te vean, de que te hablen, de que todo sea como quieres tú.

Vacíate. Sin deseos insaciables, sin llamados de atención, sin demandas ni cuestiones. Solo tú contigo mismo en un acto sublime de humildad y vacío, para que Dios pueda penetrarte y ocuparte, y obrar en ti maravillas.

Vuélvete nadie. Sin grandes nombres que honrar, como decía el gran poeta Tagore, pierde tu reputación, vuélvete notorio. Que nadie te tenga agarrado de tus grandes declaraciones ni de palabras que te esclavizan. Para que puedas cambiar tanto cuanto desees, para que no tengas que cumplir expectativas.

Quédate solo. En todos los momentos que puedas, quédate en silencio. Para que no te haga ruido el mundo y puedas escucharlo a Dios.

Despégate de las emociones. Pon en calma ese mar bravío que te arrastra de aquí para allá sin piedad y sin rumbo, porque solo en la calma se asienta la conciencia.

Aléjate de los lugares que no huelen a ti. Que no saben a ti, que no se te parecen. Para que solo estés donde se escucha música de amor, donde se baila la danza cósmica y donde solo hay caminantes con antorchas de luz y buscadores de paz, no de gloria.

Ve donde te celebren… Donde te vean el alma y te miren desde el alma.”

Claudia Luna.

…eL sonido del corazón…

cuando palpita,
cuando se rompe,
cuando cicatriza,
cuando canta canciones de “allá voy” y otras de “me quedo aquí”,
cuando vuela,
cuando aterriza,
cuando va de la mano de la cabeza,
cuando se enfada con ella,
cuando el miedo le dice “no” y él se empeña en un “sí”,
cuando le cambia los colores al mundo y lo pinta de color de rosa,
cuando comprende que la herida no es un tragedia, sólo un aprendizaje,
cuando se sale por la boca…
cuando se queda sin planes…
y en lugar de quedarse en silencio…
decide…

quererse más.

Photomicona - Natalia Mindru

Fotografía: Natalia Mindru.

“Si solo escuchara a la razón, esa hipótesis me haría bien. Pero el problema es que, casi siempre, hago caso al corazón… y el corazón necesita cuentos de hadas.”

Tiziano Sclavi

 

…ven…

en mi mundo hay corazones para dos.

-uno es fotografía y  otro  reLato-

-uno lo intenta, otro lo consigue-

-uno dibuja, otro coLorea-

-uno abraza, otro se acurruca-

-uno es cordel y el otro peonza-

-uno es espejo y otro es reflejo-

-uno es suspiro… y el otro… también-

11206804_10206877374318486_2500812127965666247_o

Fotografía: Donde las eLes encuentran su nombre. Copyright ©.

“Al corazón le dijo la mente que “no sería capaz” y antes de que terminara de hablar…había empezado a hacerse una coleta.”

 

 

…el bucLe de un “cada”…

…cada día al despertar…
…en cada momento de duda…
…por cada frase con un “no”… en el que quieras un “sí”
…cada paso que des…
…a cada beso que desees dar…
…por cada espejo en el que te mires…
Repite conmigo:
“Tu eres guapa, Tú eres lista, Tú eres importante!”
Espejito, espejito…
¿Hoy será un gran día?
ROTUNDAMENTE SIIIIIIIIIIIIII

53352596_10215306754235998_8835452029494099968_o

Fotografía: Donde las eLes encuentran su nombre.  Copyright ©.

 

Donde nacen los besos

Las Luciérnagas saben donde nacen los besos…

Jarabe de Luciérnaga

Los libros de historia y los periódicos de ayer están plagados de héroes y heroínas. Ya. Pero ¿sabéis cuál es la persona más valiente del universo, y la que sin duda debería aparecer en esas páginas, con foto y todo, y no lo hace? Fácil: la que besa primero…

Porque sí. Porque para dar un beso de ésos que van a alguna parte (no de los que son sólo otra muesca en nuestro revólver), hay que ser tremendamente valiente. ¡Ostras!, ¿y si me hace la cobra? ¡Ostras!, ¿y si no lo hago bien? ¡Ostras!, ¿y si deja los ojos abiertos…? ¡Ostras, ostras, ostras! Sí, amiguitos, hay que poseer un coraje para ser el primero en besar, que ya lo querría MARVEL para sus superhéroes en mallas. Lo sabéis.

Es que, para empezar, y sin menospreciar a nadie, encontramos a quienes los piden por miedo a que sea ésa su única…

Ver la entrada original 508 palabras más

Azul Princesa

…azuL y punto.

Jarabe de Luciérnaga

La RAE define así la palabra Azul: “Dicho de un color: Semejante al del cielo sin nubes y el mar en un día soleado, y que ocupa el quinto lugar en el espectro luminoso”. Bonito, ¿verdad? Sí, esa misma sonrisilla de grata sorpresa que estáis poniendo vosotros, también se me ha quedado a mí al leerlo por primera vez…

Os estaréis preguntando que por qué este muchacho, a sus casi 40 primaveras, precisamente ahora se pone a buscar el significado de algo tan sencillo como un color en el diccionario. La explicación es fácil: hará un par de noches, mi cabezota, cansada de no poder dormir por el calor, decidió darse una vuelta por el mundo de los cuentos, para variar. Y se encasquilló en el término “príncipe azul”. ¿Por qué precisamente azul… y no rojo, verde o morado?, me pregunté durante un buen rato en bucle.

El siguiente…

Ver la entrada original 294 palabras más

…eL *estornudo incontenibLe…

…que baiLa aL son deL aire que respiras…

…sóLo es un beso de torniLLo…

…entre tu aLergia y Las amapoLas.

33097378_10216656160382026_3309063123775782912_o

Fotografía: Donde las eLes encuentran su nombre.

*Estornudo: acto reflejo que se produce por una irritación en la mucosa  en la mucosa de la nariz y que consiste en expulsar aire y saliva  mediante la propia nariz y, en ocasiones, la boca. Lo habitual es que el estornudo se provoque por la aparición de polvo, gramíneas u otros agentes extraños en la zona nasal.