La vida en mi vida….

Y…

entonces apareció él…con sus rizos, con su enorme sonrisa, con el cuerpo repleto de dibus, con su maraviLLosidad subida al Peter Pan más alucinante que había visto en mi vida. Un ser excepcional que se moría de miedo en cada caricia, un orgullo de ser humano, que no era capaz de sentirse orgulloso, un monito acurrucado en una esquina con más dudas que certezas.

Y…

entonces aparecí yo…como salida de un cuento con un final en el que no comí perdices, como princesa sin zapatos, como un pincel sin dibujo, con muchas cosas que decir y muchas más por hacer, con la ilusión de que mis certezas solucionaran sus dudas, orgullosa de ese orgullo de ser que no se lo creía y que a mí me fascinaba.

Y…

entonces sucedió el amor, sí, ¡amor!, ese tonto, ese que todo el mundo dice que es una tontería, que no existe en realidad, que simplemente es un espejismo y que pasa en unos meses, ese que me tuvo con la sonrisa floja con cada mensaje, con cada llamada, con cada abrazo, con cada caricia…

Y…

entonces pasó el tiempo… y con el tiempo una pandemia, y con la pandemia un encierro, y con el encierro una convivencia extrema, y con la convivencia extrema un amor de sumas sin restas, un soy, estoy, y un me quedo. Tres meses de amor a raudales, de sonrisas, de lágrimas, de enfados, de morirnos de la risa, de trivial infinitos, de te quieros, de dudas, de lluvias, de soles, de masas madre, de videollamadas, de vermouts, de virus invisibles cercando la puerta de casa, del universo enfadado, de nuestra insignificancia…

Y…

entonces apareció la vida… esa en estado puro, esa que el amor genera, esa que hoy crece dentro de mí latiendo con fuerza, esa que me da ese miedo tan bonito desde hace tres meses, esa que me produce el pánico escénico más maravilloso que he sentido en mi vida, esa que revoluciona mis hormonas y me hace vulnerable, esa que es más vida… dentro de mi vida.

Este mundo de eLes está de sumas, sumando un ser vivo a mi genética aplicada, a nuestra genética aplicada, tomando las riendas de mi cuerpo al son de otro corazón, diciendo “sí” al orgullo de venir al mundo, quitándonos las dudas a cada semana que crece, pintando nuestro mundo de colores alucinantes, gritando vida a golpe de latidos.

Bienvenidos a mi nuevo mundo…

¡un mundo en el que lato en estéreo!

porque creo que me hará grande,

porque creo que sumará letras a mi diccionario,

porque creo que me hará mejor persona,

porque creo que será un mundo maraviLLoso

-y esa palabra tiene muchas eLes;-)

18 comentarios sobre “La vida en mi vida….

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s